Azúcar con sabores

Se acerca el invierno y cada vez provoca más comer algo dulce. Esta semana el tip es uno bien simple: les enseñaremos cómo hacer azúcar con diferentes sabores.

 

Hemos hecho dos demostraciones. La primera es un poco de azúcar con ralladura de cítricos, en este caso mandarina. Pueden ir experimentando y hacer diferentes combinaciones con limón, naranja, lima, etc. Esta azúcar va a tener una vida útil de un par de semanas más o menos si usan ralladura fresca. Si quieren que les dure más tiempo, tienen dos opciones: rallar el cítrico y dejar que seque por unos días o pelar la cáscara, dejar que seque y luego rallarla.

 

Para ver más información sobre cítricos pueden ir a estos dos tips anteriores:

1) Limón

2) Cáscaras de cítricos

 

La segunda demostración fue con vainas de vainilla. Esta es una buena opción, ya que podemos usar las vainas que nos sobraron de preparaciones anteriores y así no las desperdiciamos. En este caso, la vida útil va a ser la misma de la azúcar siempre y cuando la guarden bien. Además de estas dos preparaciones, pueden hacer otras como con canela, clavo de olor, etc. y son perfectas para las infusiones, cafés o jugos. Por ejemplo, podemos endulzar un té herbal con un poco de azúcar y ralladura de cítricos o podemos ponerle a un café un poco de azúcar con canela para darle un toque diferente.

 

27 abril, 2018

Tartaleta de limón

Esta semana les traemos una receta dulce y es sobre cómo hacer una rápida y rica tartaleta de limón. No es muy difícil y no requiere de mucha técnica, así que es perfecta para que cualquiera la pueda hacer.

 

 

Primero, les damos las cantidades para que preparen dos tartaletas:

Masa

– 100 g de galletas de vainilla

– 50 g de mantequilla

– 1 pizca de sal Relleno

– 200 ml de agua

– 60 ml de jugo de limón

– Ralladura de 1 limón

– 1 yema de huevo

– 1 huevo

– 30 g de maicena

– 45 g de azúcar

– 30 g de mantequilla

Decoración

– Fresas, blueberries y moras.

 

 

Como variantes, pueden cambiar el jugo de limón por maracuyá. Si quieren usar naranja, la tendrían que sustituir por el jugo de limón y el agua, ya que la intensidad de sabores es diferente en cada fruta. Por otro lado, nosotros hemos usado galletas de vainilla, pero esta receta va muy bien con cualquier otra. ¡Usen su preferida! Además, pueden decorar con lo que prefieran. Esta vez pusimos fresas, blueberries y moras, pero pueden usar otras y también algunas hojas para darle más vida. Finalmente, les damos un tip extra: prueben hacer un aliño de vinagre balsámico, aceite de oliva y miel. Le da un toque de sabor muy bueno y diferente.

 

 

23 marzo, 2018

Cítricos: cómo pelarlos y aprovechar su cáscara

El #tipurbankitchen de la semana es sobre cómo pelar los cítricos para aprovechar su cáscara. Las frutas cítricas en general son conocidas por ser fuentes de vitamina C, fibra soluble, agentes antioxidantes y elementos como potasio, magnesio, calcio, hierro, etc. Además, en la cáscara se encuentran los aceites que les dan los aromas característicos, lo cual es muy beneficioso para la gastronomía.

 

El problema con la cáscara es que la parte blanca interna es la que concentra una gran parte del sabor amargo, el cual puede ser negativo para diferentes platos. Al hacer un cebiche, una leche de tigre, un cocktail o cualquier preparación, esta parte interna puede hacer que cambie el sabor y esté amargo más rápido. Por eso, a pesar de que aquí se encuentren todavía algunas vitaminas o fibra, vale la pena deshacernos de ella.

 

Como tip extra, rallen un cítrico y mezclen la ralladura con un poco de azúcar. De esa forma, tendremos un endulzante saborizado que le queda muy bien a las infusiones, por ejemplo.

 

 

23 noviembre, 2017

Limones

Esta semana, el #tipurbankitchen es sobre el limón. Este fruto, originario de Asia, es muy importante en la gastronomía peruana, ya que, por ejemplo, es parte fundamental del cebiche y del pisco sour. Además, tiene una gran presencia en otros platos y cuenta con varios usos a parte del culinario, como en el cuidado personal y hasta en la limpieza. Es una buena fuente de vitamina C y ácido cítrico, y tiene también otros componentes como calcio, fósforo y potasio.

 

 

 

 

Para nuestra buena suerte, se puede sembrar y cosechar durante todo el año. Siendo un fruto tan importante, es básico que sepamos cómo guardarlo. Lo podemos almacenar en un sitio fresco, aireado y lejos del calor y de los rayos solares, pero solamente si su consumo va a ser dentro de poco. Esto porque al estar a temperatura ambiente, empieza a deshidratarse más rápido y se malogra antes. La mejor forma de guardarlo es en una bolsa Ziploc en la refrigeradora. De esta forma, gracias a la baja temperatura y por estar guardado herméticamente, se demora más tiempo en deshidratarse y está en mejor estado. Algunos estudios sugieren que de esta forma puede durar 4 semanas o hasta 40 días.

 

 

 

 

Si se les quedó un limón escondido y se dan cuenta que ya se secó, ¡no lo boten! Todavía puede ser útil. La cáscara demora mucho más tiempo en perder sus aceites y, por lo tanto, su aroma. Podemos rallarlo y usar el resultado en repostería, en una mezcla de especias, para aromatizar algún plato, etc. Eso sí, recuerden que es mejor usar el rallador más fino posible para no sacar la parte blanca, la cual es amarga.

 

 

 

 

Al ser un fruto ácido, no se ve afectado por algunas bacterias que promueven el deterioro de las frutas, pero sí puede ser atacado por el moho. Por eso, es importante revisarlos de vez en cuando para ver si alguno se está malogrando y separarlo del resto para que no los contamine. Estos mismos tips y consejos pueden ser aplicados a otros frutos cítricos como la naranja y la mandarina, pero siempre teniendo en cuenta ciertas variantes como los tamaños, las diferencias en cuanto a su composición, etc.

20 octubre, 2017